‘Connected beings', cómo la tecnología nos hace mejores

Comparte o envía la noticia
27 feb 2015
‘Connected beings', cómo la tecnología nos hace mejores
Una nueva exposición que te hará reflexionar y descubrir cómo la tecnología está cambiando nuestras vidas

Nuestras vidas están influenciadas por la necesidad de estar conectados. Estamos viviendo una extraordinaria revolución donde el ser humano es más protagonista que nunca gracias a la tecnología, el elemento transformador del modelo de sociedad que hasta ahora conocíamos. Vivimos en un sistema que se estructura a través de redes, y la tecnología móvil se encuentra en el centro de todo, permitiéndonos estar conectados en cualquier momento y en cualquier lugar, ayudándonos a mejorar nuestro día a día y comunicándonos con los objetos que nos rodean.

La tecnología móvil nos permite crear y construir nuevas comunidades, nos incita a formar parte de procesos participativos, a compartir conocimiento y nos hace ser protagonistas de esta gran evolución. Gracias a la comunicación constante y recíproca derivada de esta conexión, podemos compartir nuestra propia visión del mundo, transformando así el entorno privado, el entorno público, el entorno social y el entorno digital. ¿Quieres descubrir cómo la tecnología nos hace mejores?

Mobile World Centre presenta ‘Connected beings', un nuevo ciclo centrado en la vida conectada y el valor de la información compartida que se podrá visitar a partir del 2 de marzo. Después del éxito de Music+Arts arranca una nueva muestra que ofrece un recorrido a través de los usos y el potencial que tiene la conectividad aplicado al día a día de las personas, ciudades, hogares y transporte.

Connected beings muestra la transformación de nuestras vidas generada por la conectividad a partir de un recorrido por seis instalaciones:

Connecting the dots (Xavi Tribó)

Instalación visual que muestra el transporte de información digital y el complejo entramado de la conectividad. La instalación reproduce el viaje máquina a máquina que se produce trillones de veces cada día entre los millones de dispositivos conectados en todo el planeta.

Iotorama (Alpha-Ville)

Se trata de una instalación interactiva que muestra de forma lúdica qué es el Internet de las cosas y cuestiona cómo estamos diseñando el mundo futuro. La obra invita, a través de 6 pantallas y un experimento web,  a explorar un sistema de formas geométricas que orbitan por la pantalla en constante evolución. En esta visualización los objetos (representados por círculos) se pueden conectar con fuentes de datos (triángulos) y con la función para la que fueron diseñados (cuadrados).

Materiales conectados (The Curious Link – Institut de Ciència de Materials de Barcelona (CSIC) – La Salle Campus Barcelona-Universitat Ramon Llull)

Una instalación que muestra cómo el individuo puede crear, gracias a la tecnología, un entorno donde los objetos cotidianos interactúan con las personas. Materiales conectados se divide en tres partes:

Los sonidos de la ciudad: Tocando con la mano diferentes partes de un mapa de Barcelona, el visitante descubre el sonido de diferentes rincones de la ciudad. El cartel está impreso con tinta conductora que permite diseñar circuitos eléctricos sobre papel.

Música en el aire: Esta instalación permite crear música con un arpa de colores, acercando las manos a su superficie. El instrumento integra unos nano sensores que utilizan técnicas de nanotecnología para detectar variaciones de temperatura entre el ambiente y la mano, activando así los diferentes sonidos.

Cortina de colores: cortina lumínica diseñada utilizando un tejido de fibra óptica iluminado con una fuente de luces de LED. Mediante una aplicación para tablets o smartphones el visitante puede modificar el color de la cortina y transformar el ambiente lumínico de la sala.

Ciudad conectada (Invenio, Learn by doing):

Maqueta interactiva de Barcelona, construida con LEGO y que incorpora elementos y sensores característicos de la ciudad inteligente. La instalación muestra cómo la tecnología y el IoT pueden mejorar los servicios urbanos y la calidad de vida de los habitantes de cualquier ciudad.

Facing Connectivity (HerraizSoto & Co)

Los bustos interactivos de tres visionarios y una niña muestran a los visitantes la idea de un mundo inter y ultra conectado. La obra se basa en el diálogo y las declaraciones de un grupo de personas que comparten con el público su forma de ver y vivir en un mundo cada vez más repleto de objetos capaces de comunicarse con nosotros y entre ellos mismos. Al final del recorrido, el visitante puede interactuar con su propio busto.

Jardí.net (The Curius Link / The Green Effect / Ajuntament de Barcelona)

Esta instalación descubre un jardín interior conectado con sensores y dispositivos que permiten a las plantas vivir autónomamente. A través de placas de Arduino conectadas a unos terrarios se detecta los niveles de humedad y luminosidad que necesitan las plantas para su desarrollo vital. Gracias a la tecnología móvil aplicada, se puede regular eficientemente las necesidades de agua o de luz para su mantenimiento.

Además de estas seis instalaciones, el ciclo cuenta con una selección audiovisual que incorpora contenido interactivo. A través de documentales, animaciones y videos, el visitante descubre los pilares y áreas clave del Internet of Things.  ‘Connected beings', es una muestra gratuita y para todos los públicos, se podrá ver hasta el próximo mes de julio.



No hay ningún comentario aún. Sea usted el primero.